¿Qué es un freelance? Te contamos todo lo que debes saber para convertirte en este tipo de trabajador autónomo que cada vez tiene más demanda entre las empresas.

¿Qué es un freelancer?

Un freelancer (o freelance) es un trabajador que desarrolla su profesión por cuenta propia, y que ofrece sus servicios de manera independiente a otras personas o a empresas.

Eso permite a este tipo de trabajadores gestionar su propio tiempo y trabajar de manera autónoma.

Esta manera de trabajar es muy interesante porque, al trabajar de manera independiente, se puede elegir trabajar desde cualquier parte del mundo. Y ésta no es la única ventaja.

Ventajas de ser freelance

  • Otro de sus grandes beneficios es que te permite trabajar en lo que te gusta y/o en aquello para lo que tienes unas aptitudes o un talento especial. Puedes hacer lo que te apasiona y, además, cobrar por ello. Así, cualquier persona que tenga habilidades, conocimientos o un talento especial para un área determinada, puede trabajar como freelance.
  • Además, entre sus ventajas también se encuentra la de poder elegir tus propios horarios. Eso permite una mayor conciliación con la vida personal.
  • Asimismo, te da la oportunidad de obtener unos ingresos extra sin comprometerte con un empleo fijo.
  • Y, en definitiva, te permite dar un nuevo rumbo a tu carrera profesional para dirigirte hacia donde realmente tú quieres enfocar tu profesión.

Inconvenientes de ser freelance

  • Trabajar como freelance significa que no tienes un límite de ganancias por tu trabajo pero, también, que sólo ganarás dinero cuando trabajes. Tomar descansos, vacaciones, estar enfermo, etc. significa no tener ingresos durante esos períodos.
  • Ser un trabajador independiente puede ser una ventaja para ser autónomo en tu profesión pero también significa que no hay trabajo en equipo y que el freelancer pasa mucho tiempo en soledad.
  • Trabajar por cuenta autónoma implica asumir riesgos. Tienes menos garantías laborales, la apuesta puede salir mal y, siendo realistas, no siempre ser freelance significa tener el trabajo de tus sueños.

Cómo encontrar un buen freelancer

Cada vez más empresas recurren a trabajadores freelance como colaboradores porque eso les permite contar con los profesionales que necesitan en cada momento sin que les cueste más. Es una buena opción tanto para las empresas como para los emprendedores autónomos, pero no es tan fácil buscar a un buen freelancer. Por eso, has de tener en cuenta los siguientes aspectos:

  • ¿Qué necesitas? En función de lo que vayas a hacer y de los resultados que esperes, tendrás que buscar a un tipo de profesional u otro. Revisa bien todas las opciones que tienes y descarta los perfiles que no se ajusten a lo que estás buscando concretamente.
  • ¿Qué presupuesto tienes? Tener al mejor freelance es complicado y más si no tienes el suficiente presupuesto para pagar sus servicios. Pero, por eso, tienes que elegir dentro de tu margen. Si eres buen negociador, lo tendrás más fácil.
  • Investiga. Consulta el perfil de los candidatos, revisa sus trabajos anteriores, pide referencias y asegúrate de que esa persona cuenta con las habilidades que estás buscando para esa tarea que necesitas que realicen por ti.
  • Tiempos de entrega. Es importante que en este aspecto sea cumplidor. Consulta opiniones sobre su forma de trabajar para saber que entregará lo que le pidas en el plazo que necesitas.
  • Haz una entrevista. Conoce a esa persona, aunque sea por videollamada, para saber cómo es y tener una impresión propia antes de comprometerte.
  • Asegúrate de su disponibilidad. Es posible que encuentres al freelance perfecto por su ubicación, pero también han de cuadrar sus horarios con lo que tú necesitas. Háblalo para saber si a ambos os encaja.

Cómo ser freelance y no morir en el intento

Si, por el contrario, eres tú quien se plantea dar un giro a su vida profesional y empezar a buscarse la vida como autónomo o freelance, también has de tener en cuenta diferentes cuestiones antes de dar ese paso. ¿Cómo ser freelance? ¡Toma nota!

Yoigo Custom

Cuida tu marca personal

Ser freelance implica que tú eres tu propia empresa y, por tanto, has de cuidar tu imagen profesional. En el sector en el que desarrolles tu actividad, has de tener una buena reputación y ya sabes que eso, en estos tiempos, empieza por tu reputación online. Genera confianza a tus potenciales clientes, gestiona adecuadamente tus redes sociales, establece (y cuida) relaciones con otros profesionales, etc.

Da a conocer tu trabajo

¿Sabes lo que es un portfolio? Si la respuesta es ‘no’, eso es porque no tienes uno. Por tanto, ya tardas en crearlo. Esto es básico porque tus potenciales clientes van a querer consultarlo antes de contratarte. Muestra tus mejores trabajos, los que enseñan lo mejor de ti. Aquí valen artículos y publicaciones, imágenes, etc. Puedes publicarlo en un blog, en un perfil de redes sociales, en una página web… ¡Y mantén todo actualizado!

Fija tus tarifas

En lo laboral no se pierde el tiempo. Al menos, desde el punto de vista económico. Los presupuestos son los que son y es lo primero en lo que se fijan las empresas. Si no les cuadra, se buscarán a otro. Pon un precio justo a tu trabajo. Si ven que eres el candidato ideal, puede que hagan un esfuerzo económico o que intenten negociar el coste, pero tú ten claro lo que quieres en ese sentido o te acabarán pagando a la baja. Consulta en qué rangos se mueven los precios en tu sector y así no irás a ciegas; ni pedirás de más ni te engañarán.

Ten determinación

Valora tu trabajo. No sólo en lo económico. Tú eres quien arriesga pero, también, quien elige. Sé fiel a ti mismo y marca tu camino. Habrá dificultades, pero también muchas satisfacciones.

Equípate con los medios necesarios

Para ser freelance, trabajas con tu propio material. Debes tener disponible todo aquello que te sea útil y necesario para desempeñar tu trabajo (incluido un espacio de trabajo). Es una inversión pero, si todo va bien, la recuperarás si realizas un trabajo de calidad y vas sumando clientes. Es más, a veces, contar con el material adecuado es precisamente lo que te puede dar trabajo.

Apúntate a alguna plataforma

Hay webs en las que empresas y particulares ofrecen su trabajo como freelance y a las que acuden directamente las empresas o los autónomos que necesitan determinados servicios. Es una buena manera de empezar y de darse a conocer.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here